Categories
es

Cómo pedir un aumento de sueldo (y conseguirlo)

Si te preguntas qué decir cuando pides un aumento de sueldo, has llegado al lugar adecuado. En esta guía, te enseñaremos exactamente cómo pedir un aumento y conseguirlo.

1. 1. Prepara el terreno

Antes de pensar en pedir un aumento, debes hacer los deberes. Por ejemplo, debes averiguar cuál es el sueldo de un empleado típico con tu formación y experiencia. Muchos recursos en línea son útiles en este aspecto. Algunos sitios web que puedes considerar son Salary. com. Ten en cuenta que los salarios varían en función de la ubicación, por lo que los resultados que veas y obtengas pueden ser superiores o inferiores a la media nacional. Además, algunos sitios pueden pedirte que pagues por los resultados de estas encuestas. Pero también hay informes gratuitos elaborados por asociaciones y organizaciones profesionales, así que tenlos en cuenta.

2. Habla con un centro de orientación profesional

Un asesor de orientación profesional puede orientarte fácilmente a la hora de pedir un aumento. Pueden indicarte las herramientas en línea adecuadas e incluso darte cifras aproximadas de lo que tienes derecho a ganar.

3. Averigua qué puede permitirse la empresa

Un poco de investigación sobre lo que la empresa puede y no puede permitirse puede ayudarte a pedir un aumento con confianza. También puedes utilizar una calculadora salarial antes de pedir un aumento por escrito o en persona. Si la empresa cotiza en bolsa, infórmese en los archivos anuales de la Comisión del Mercado de Valores. También puedes juzgar la salud económica de la empresa hablando con la gente.

4. Practique

Una vez que hayas terminado este trabajo preliminar, es hora de practicar cómo pedir un aumento de sueldo. Asegúrate de que tienes una cifra en mente. Construye un caso que apoye tu petición. Utiliza datos sobre puestos comparables y pruebas de éxitos recientes.

5. Elija el momento adecuado

El mejor momento para pedir un aumento de sueldo es después de una evaluación del rendimiento. Es cuando tu estatus es alto y el jefe está de buen humor. También puedes plantearte pedir un aumento después de obtener buenos resultados en el trabajo en equipo o de finalizar un proyecto. Evita hacer una petición de aumento de sueldo cuando el jefe esté preocupado por otros asuntos importantes.

6. Construya su caso

Tanto si pides un aumento por correo electrónico como por carta, aquí tienes algunos pasos que te ayudarán a construir tu caso:

  • Enumera tus logros del año pasado: si has vendido más que tus compañeros, muestra pruebas documentales.
  • Si has encontrado soluciones que han ayudado a resolver algunos problemas o a mejorar la productividad, enuméralo también.
  • Demuestra que tu empresa te necesita y que debería pagarte más por lo que vales.
  • Si el mercado muestra que estás por debajo de lo que se paga en tu puesto, muestra pruebas/documentación de ello.
  • Documenta tus elementos diferenciadores: cómo te comparas con ellos en ese nivel.
  • Demuéstrale a tu jefe que formar a alguien nuevo también le costaría tiempo y dinero.
  • Prepárate para demostrar los conocimientos que has adquirido o el esfuerzo adicional que has realizado.
  • Una vez que hayas construido un caso, escribe estos puntos y prepara un guión para el jefe. Este guión debe destacar básicamente por qué eres un buen empleado y, además, valioso. Asegúrate de practicar qué decir cuando pidas el aumento para que seas capaz de decirlo sin tener que recurrir al guión.

8. Tenga un plan alternativo

Si, a pesar de estos consejos, tu petición es denegada, asegúrate de que tienes un plan alternativo. Puedes empezar por preguntar a tu jefe qué más se espera de ti o qué pasos puedes dar para mejorar y conseguir el aumento que te mereces. Vuelve a pedir una reunión al cabo de unos meses. Hagas lo que hagas, no amenaces con dimitir. Sólo conseguirás que el jefe te vea con malos ojos o, peor aún, que te incluya en la lista de despidos si la empresa atraviesa una mala situación financiera. Naturalmente, puedes empezar a buscar un nuevo trabajo si tu empresa está realmente en mala forma o en un mercado por lo demás favorable, o si crees que el argumento de tu jefe carece de apoyo.

Más dinero: ¡todos lo queremos! Tanto si se acerca tu revisión anual como si se produce un cambio en tu situación vital (matrimonio, nuevo bebé, etc.) que te obliga a ganar más, pedir un aumento es la mejor manera de conseguir lo que te mereces. Esperamos que estos 8 pasos te ayuden a negociar un aumento con argumentos sólidos y a conseguirlo.

Última actualización: 6 de mayo de 2021 Referencias aprobadas

Este artículo ha sido escrito por Meredith Walters, MBA. Meredith Walters es una Orientadora Profesional Certificada que ayuda a las personas a desarrollar las habilidades que necesitan para encontrar un trabajo significativo y satisfactorio. Meredith cuenta con más de ocho años de experiencia en coaching profesional y personal, incluida la formación impartida en la Goizueta School of Business de la Universidad de Emory y en el Cuerpo de Paz de los Estados Unidos. Fue miembro de la Junta Directiva de ICF-Georgia. Obtuvo sus credenciales de coaching en New Ventures West y un máster en Administración de Empresas en la Universidad de San Francisco.

Hay 19 referencias citadas en este artículo, que se pueden encontrar al final de la página.

wikiHow marca un artículo como aprobado por los lectores una vez que recibe suficientes comentarios positivos. En este caso, el 100% de los lectores que votaron consideraron que el artículo era útil, lo que le valió el estado de aprobado por los lectores.

Este artículo ha sido visto 1.043.410 veces.

Si crees que estás haciendo un trabajo excelente, no tengas miedo de pedir un aumento a tu jefe. Muchas personas tienen miedo de pedir aumentos aunque saben que se los merecen, poniendo excusas como: “La economía está tan mal ahora” o “Nunca encontraré un buen momento”. Si esto te suena a ti, entonces es hora de dejar de interponerte en tu propio camino y empezar a elaborar un plan de juego para conseguir el salario más alto que te mereces.

Meredith Walters, MBA Certified Career Coach Entrevista con expertos. 22 de noviembre de 2019. Muchos empleadores dicen que no dan un aumento hasta que el empleado hace un 20% más de trabajo que cuando fue contratado inicialmente. Aquí hay algunas cosas que puedes tener en cuenta cuando consideres tu valía:

La descripción de tu puesto

Tus responsabilidades, incluidas las tareas de gestión o liderazgo

Años de experiencia y antigüedad en la línea de trabajo de la empresa

  • Su nivel de estudios
  • Su ubicación
  • ¿Qué información deberías recabar antes de negociar un aumento de sueldo?
  • ¿Quieres más pruebas?
  • Meredith Walters, MBA Certified Career Coach Entrevista a un experto. 22 de noviembre de 2019. La lista te recordará tu propia valía, la concretará y te proporcionará una base objetiva para tus demandas.

Mientras que algunas personas creen que es útil anotar los logros para presentárselos a tu jefe, otras opinan que tus logros ya deberían ser evidentes y que sólo tendrías que resaltarlos para recordar a tu jefe lo que ya sabe y reforzar ese conocimiento. [8] X Fuente de la investigación Carolyn Kepcher, Carolyn 101 , p. 126, (2004), ISBN 978-0-7432-7034-2 Depende de lo que sepas sobre las preferencias de tu jefe, de la dinámica de tu relación con él y de tu propio nivel de comodidad a la hora de recitar tus logros textualmente.

Si decides convencer a tu jefe verbalmente, memoriza la lista.

Si optas por presentar una copia escrita a tu jefe como referencia, pídele a alguien que te la revise antes.

  • Meredith Walters, MBA Certified Career Coach Entrevista a un experto. 22 de noviembre de 2019. Se trata de algo más que hacer bien tu trabajo, que ya se espera que lo hagas, sino de ir más allá de las obligaciones de tu puesto y, en última instancia, se reduce a mejorar los resultados de la empresa. Algunas de las preguntas que debes tener en cuenta al desarrollar tu caso son:
  • ¿Completó o ayudó a completar un proyecto difícil? ¿Y obtuvo resultados positivos del mismo?
  • ¿Trabajó horas extra o cumplió un plazo urgente? ¿Sigue demostrando este tipo de compromiso?

¿Tomaste la iniciativa? ¿De qué manera?

  • ¿Ha ido más allá del deber? ¿De qué manera?
  • ¿Ha ahorrado tiempo o dinero a la empresa?
  • ¿Ha mejorado algún sistema o proceso?
  • ¿Ha capacitado a otros con su apoyo, orientación o formación? Como dice Carolyn Kepcher, “Una marea creciente levanta todos los barcos” [10] X Fuente de la investigación Carolyn Kepcher, Carolyn 101 , p. 130, (2004), ISBN 978-0-7432-7034-2 y un jefe quiere oír que has ayudado a facilitar a los miembros del equipo y a convertirlos en fuerzas más fuertes y positivas para la empresa.